El Blog del Boletín

10 septiembre, 2013

Horacio Banegas en Sala Astral. Color de raíz y proyección

2El santiagueño presentó en Córdoba el espectáculo “El color de la chacarera”, junto al dúo Orellana Lucca y Néstor Garnica el 6 de septiembre, como parte de una gira que recalará nuevamente en El Teatro de Buenos Aires, el próximo sábado 14.  

Si la chacarera fuera de un color, sería el del polvo que levanta el zapateo y el del patio de tierra donde tiene lugar la ceremonia del baile. Bien podría tener, la chacarera, el color del sol que ilumina los brazos de los  bailarines alzados hacia él, como decía Jacinto Piedra; color de guitarra arada, de caminos llovidos. Color de rancho tapera, según enumera Horacio Banegas en su repertorio. Es él mismo quien anuncia que el color de la chacarera es un libro con un final abierto. Es decir, que aún falta descubrir ese abanico de tonalidades que tiene la más cantada de las danzas argentinas. Y es el mismo Horacio, uno de los artistas que más los ha explorado.

Horacio Banegas es hoy por hoy uno de los compositores más fecundos de nuestra música. A través de sus producciones ha descubierto y puesto a andar los distintos sonidos de la música de su raíz y los ha acoplado a una poesía que describe el sentir de un pueblo. Mientras en sus primeros discos exploraba el origen de esa música tan representativa de su provincia, a partir de “Inmediaciones”, Banegas comenzó a proyectarla en sentido al presente y los nuevos sonidos. Para que el público lo atienda, ha impulsado su destino hacia escenarios lejanos a los tradicionales, más bien ligados al rock, y ha conseguido crear verdaderas ceremonias folklórico – rockeras en antros donde sólo se pulsaban guitarras eléctricas. Su música despierta el oído de folkloristas, y el de los que comulgan otras músicas. Su huayno “El Quenero” hoy  suena a rock desangrado por las guitarras eléctricas de Cristian “Mono” Banegas, uno de sus hijos, puntal de la renovación en el folklore de su generación.

La última producción de Horacio Banegas, por caso, es un dvd más cd  que registra la presentación en el Teatro de Flores de Buenos Aires, un espacio que  generalmente alberga rock, y que el músico ha convertido -también- en el templo de la chacarera. El trabajo discográfico plasma diversos momentos del concierto de septiembre de 2012 junto a su banda (Mono Banegas en dirección, bajo, voz y guitarra;  Jana Banegas en guitarra y voz y Walter Costas en batería,  más invitados como Peteco Carabajal, el dúo Coplanacu, Jorge Rojas, Mario Álvarez Quiroga, Orellana-Lucca, Raly Barrionuevo, y Coco Banegas.

Este año, el músico vuelve a presentar el espectáculo “El color de la chacarera”, en el mismo Teatro de Flores (el próximo sábado 14 de septiembre), esta vez, como parte de una gira que lo tuvo el fin de semana pasado en Córdoba y Rosario, junto al dúo formado por Manuel Orellana y Rodolfo Lucca y el violinista Néstor Garnica. Un triángulo donde la profundidad provinciana se conjuga con un sonido que se nutre de nuevas vertientes, de otras músicas, si, pero manteniendo la esencia. Evolución y contenido.

Banegas dice que el espectáculo no es una peña más, sino un concierto integral, tal como sucedió el pasado 6 de septiembre en Sala Astral reventando de danza y voces, mientras sobre el escenario sucedían imágenes, sonidos, y claro, todos los colores posibles. Como anfitrión, el santiagueño ofreció el escenario al dúo Orellana Lucca, quienes desplegaron su repertorio, incluido en sus cuatro discos Alma Maternal, Tierra que espera, Presagio y Habitantes De Mi Tierra.  Luego, Néstor Garnica desarmó –literalmente- su violín, recorriendo huayra muyos, zambas, gatos y vidalas. La Sala explotaba en la madrugada cordobesa.

El escenario los reunió en un final inagotable e interminable, fusionando estilos y sonidos, en históricos momentos: de Manuel Orellana, “Soy de los pueblos”,  “Chacarera del corazón”, “Milagro del tiempo”, “Niña Santiagueña”, “Tierrita seca” de Rodolfo Lucca, “Corazón Salavinero” de Banegas, “Si vuelves” de Nestor Garnica y Duende Garnica y de éste  “El olvidao”. “Mensaje de Chacarera”, de Horacio Banegas y de éste y Bebe Ponti  “Para cantar he nacido”. Debajo, en el piso de la sala, los bailarines sin descanso desandaban primera y segunda con los pies arrasando el suelo. Sonido y color. De los muchos que tiene la chacarera, según muestra –y da cátedra- en su devenir por los caminos de la música, el enorme  Horacio Banegas.

PDS

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: